viernes, 30 de diciembre de 2016

radiochips de mármol 2016 (1)

Pues ya está aquí el resumen del año a base de radiochips de mármol. 

Este año el premio es un transistor. Pero no veréis una radio... Vereéis un transistor. Ese aparatito que es un sustrato normalmente de silicio y tres partes dopadas que forman dos uniones bipolares que... Bueno... Lo que es un transistor en sí mismo. Pero obviamente hace referencia al nombre del programa de radio de De la Morena, porque ha sido la noticia del año. Así pues... enhorabuena a los premiados. Vamos hoy con la primera parte: 

- Radiochip de mármol «no te vayas de Navarra» a José Ramón de la Morena por «La Llegada».

Desde febrero de este año se venía rumoreando cada vez más fuerte que De la Morena se quería ir de la SER después de mil millones de año. Se supone que fue «buscando amor», pero resulta que por el camino se ha dejado dos tercios de audiencia. ¡Casi nada! Este cambio de cadena histórico le ha merecido a José Ramón su segundo radiochip de mármol. 

Quisieron hacer un golpe de efecto en respuesta a que se le había ido Carlos Herrera, pero de momento no ha surtido efecto. Quizá estamos aún en época de «no se confundan». De paso, ha sido el detonante para que la programación nocturna se adelante media hora. 




- Radiochip de mármol «vaya fiesta» a Juanma Castaño, por «El Hombre que quería ser Segundo».

Se dice que el elegido iba a ser Manu Carreño y que Juanma iba a ser el segundo de a bordo. Al final, con la marcha de Carreño a la SER, a Juanma le ha tocado ser segundo en audiencia y titular en la noche de la COPE. Estoy seguro de que él mismo esperaba más, pero de momento se tiene que conformar con no perder posiciones. 

Con este lío de cambio de presentadores se especuló con que si Joseba se había cabreado y con unas cuantas cosas más. El hecho es que este culebroncillo ha hecho que Juanma se lleve su primer radiochip de mármol. 




- Radiochip de mármol «venga, hasta logo» a Los 40 (Principales) por «La Gran Apuesta»

Los 40 han estado perdiendo audiencia estos últimos años —sobre todo entre el público más joven— a una velocidad casi alarmante. Con la llegada de la nueva jefaza se han llevado a cabo algunos cambios muy perceptibles. Uno, el logo éste que se han sacado de la manga. El segundo, un cambio de programación que para los cánones de la radio musical de los últimos años igual es un poco arriesgado... Pero que no les ha ido mal en el último en el EGM. ¿Será el año en que la radio musical pierda el miedo a que alguien hable más de 10 segundos en todas las cadenas? 




- Radiochip «había que intentarlo» para todos los de la SER (director, periodistas, colaboradores, técnicos...) que han contribuido a la aparición de Podium Podcast por «Los Intrusos».

Mogollón de gente postureando con eso de los podcasts, que si el futuro, que si bla, bla bla... Y cuando una empresa apuesta fuerte por el podcast y por meter pasta en contenidos para podcast, va la gente y se les echa encima. ¿No habíamos quedado en que cuanta más oferta de calidad tenemos más felices somos? Pues eso. 

Se llevan un Ondas cantado, aparecen como una seta en el panorama del podcastero, y todos lo reciben con las uñas afiladas. Mogollón de espacios en la SER hablando de Podium Podcast pero... ¿Qué aceptación estará teniendo? ¿Acaso ha afectado al consumo de radio? Lo iremos viendo en 2017. El anterior, 2016, pasa a la historia por ser el año en que los de la radio decidieron ampliar negocio haciéndole «la competencia» a su propia radio. Pero... podcast es podcast, y la radio, radio.




 -Radiochip de mármol «sacrifiquemos la estrella» a la COPE por «Que Dios nos Perdone».

Este año la COPE ha publicitado muchísimo el éxito de MegaStar FM y después ha decidido que lo mejor era cargarse mogollón de estas emisoras para dar cabida a unas emisoras duplicadas de la COPE a las que llaman «COPE Más». Han sacrificado buena parte de su nuevo formato para rentabilizar mejor el funcionamiento de la COPE. 

De paso que han sacrificado MegaStar, han vendido que «sacrificaban» a Herrera currando una hora más. Se han vuelto a sacar de la manga el típico truquito para engañar al EGM, pero también al oyente. Si hay gente que cree que Jorge Javier presenta todavía el «Sálvame» diario, ¿por qué no vender que Herrera curra hasta la 1 h. del mediodía? Cuarto radiochip de mármol para la emisora episcopal. 



Y el año que viene (en dos días, vaya) el resto de los radiochips de mármol de 2016. Entre esa entrada y la de hoy va un radiochip de las campanadas, que con la tontería siempre me salto el tema de las campanadas y la radio. Había que arreglarlo. 

4 comentarios:

  1. La pieza de electrónica, que acompaña al premiado, ¿es un transistor?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De hecho, si hubieras leído la entradilla...

      ˝Este año el premio es un transistor. Pero no veréis una radio... Vereéis un transistor. Ese aparatito que es un sustrato normalmente de silicio y tres partes dopadas que forman dos uniones bipolares que... Bueno... Lo que es un transistor en sí mismo˝

      Eliminar
    2. Gracias.
      Padezco el mal del comentarista de periódicos en internet; leo el titular, la frase destacada, y las fotos, y paso a comentar directamente.

      Y que solo me ha interesado leer lo de podium.

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...